Portada»Actualidad»El sector inmobiliario consolida su recuperación y arranca el segundo semestre del año con tendencia positiva

El sector inmobiliario consolida su recuperación y arranca el segundo semestre del año con tendencia positiva

0
Compartido
Pinterest WhatsApp

El sector inmobiliario consolida su tendencia al alza en el segundo semestre del año y refuerza su recuperación en el mes de agosto debido, principalmente, a la evolución positiva que han experimentado los indicadores de movilidad. Así lo muestra la última lectura del CBRE Recovery Monitor, primer índice en el mercado español que mide la evolución de la recuperación del sector inmobiliario y que elaboran los equipos de Data Science y Research de CBRE España, primera firma internacional de consultoría y servicios inmobiliarios.

Con datos actualizados a 31 de agosto, el CBRE Recovery Monitor (un superindicador que agrega sintéticamente las mediciones de diecisiete variables), presenta una lectura de +98, por encima del +93 del mes de julio, y situándose ya muy cerca del nivel 100 pre-Covid. De este modo, el CBRE Recovery Monitor muestra un avance respecto a la medición de los meses anteriores, respaldado por la apertura de fronteras y el avance del porcentaje de vacunados con pauta completa que, a finales de agosto, ya representaba prácticamente el 70% de la población.

“Los datos de inicio del segundo semestre confirman el buen pulso del sector inmobiliario que, a pesar del freno puntual del mes de julio por efecto de la quinta ola, consolida la tendencia positiva observada durante la primera mitad del año.” explica Joan Pina, Director de Econometric Forecasting del departamento de Data Science de CBRE España. “De cara a los próximos meses, se prevé que la vuelta a la actividad postvacacional, junto con la relajación de las restricciones, sitúen el Recovery Monitor en niveles por encima de los 100 puntos.”, añade.

Variables más destacadas

Miriam Goicoechea, Directora Asociada de Research de CBRE España explica que “el efecto de la quinta ola y la menor actividad -característica de los meses de verano- han frenado ligeramente la demanda, mientras que las ratios de deuda[i] continúan por encima de la media en el sector Retail. Además, se espera que la mayor actividad de septiembre, junto con el repunte previsto de la asistencia de los empleados, permita retomar de nuevo la senda de crecimiento observada anteriormente.”

Con relación a los indicadores macroeconómicos, “el retorno de las restricciones en julio ha frenado puntualmente la senda de crecimiento observada los últimos meses, aunque las tendencias de fondo siguen invitan al optimismo de cara a los próximos meses. El número de afiliados a la Seguridad Social de agosto se sitúa prácticamente en los niveles registrados el mismo mes de 2019, mientras que los índices de confianza del consumidor y empresarial siguen en cotas muy positivas, con lo que reflejan el buen pulso de la recuperación económica. De acuerdo con los datos publicados por CaixaBank, el gasto de las tarjetas también ha mantenido el ritmo de crecimiento de los meses anteriores.” explica Miriam Goicoechea.

Sobre los indicadores de movilidad, han continuado en verano con la senda de mejora de los últimos meses impulsados, en gran medida, por el incremento significativo del tráfico de pasajeros aéreos y de la demanda hotelera. No obstante, ambos indicadores, presentan margen de recorrido hasta alcanzar los niveles pre-Covid. Por su parte, tanto el footfall en calles, como en centros comerciales se situaba en niveles reducidos característicos del período estival, si bien por encima de los registrados el año pasado. La movilidad que incluye transporte público, en coche o a pie, -medida por el indicador de Apple- alcanzó nuevos máximos desde el inicio de la pandemia durante las últimas semanas de julio. El indicador de búsqueda de palabras clave, que facilita Google, mostró un claro incremento en julio y agosto de las palabras “hotel” y “restaurante”, hasta niveles superiores a los del verano de 2020, y pone de manifiesto la paulatina recuperación del sector del turismo y la restauración. La búsqueda de la palabra “covid” volvió a descender tras el repunte mostrado a inicios de julio con el inicio de la quinta ola y la afección de la variante delta.

Un superindicador único en el mercado español

El CBRE Recovery Monitor surge con vocación de convertirse en referencia para el inversor y nace de la imprescindible necesidad de contar con inteligencia de mercado, que aporte visibilidad en el proceso de toma de decisiones en el actual contexto de incertidumbre.

Para su elaboración, se agregan las mediciones de un conjunto de indicadores económicos, inmobiliarios y de movilidad que ofrecen información sobre el antes, durante y después del impacto en España del COVID-19.

En concreto, los indicadores que alimentan al superindicador se distribuyen en tres bloques: 1) Indicadores de oferta y de demanda del sector inmobiliario, elaborados por CBRE a partir de los grandes volúmenes de información del mercado de los que dispone la firma; 2) Indicadores macroeconómicos elaborados por fuentes externas oficiales; 3) Indicadores de movilidad, que combinan fuentes externas, así como información de CBRE extraída del mercado a partir de herramientas propias.

El pulso de la oferta y la demanda del mercado inmobiliario se mide a través de cinco indicadores: el índice semanal de CBRE sobre nueva demanda interesada en alquilar o comprar mediante un análisis de leads; el índice mensual de CBRE sobre la demanda que generan nuevas propiedades que salen al mercado del alquiler; el porcentaje de asistencia de los empleados a los lugares de trabajo; la ratio de deuda por tipología de activo; y la evolución de la prima de riesgo contra el valor del NAV de las cuatro principales inmobiliarias cotizadas.

Los indicadores macroeconómicos que sigue el CBRE Recovery Index recogen la evolución de los afiliados a la Seguridad Social publicados por el Instituto Nacional de Estadística; la confianza de los consumidores españoles que mide mensualmente la OCDE; la rentabilidad de los bonos corporativos europeos BBB; el índice de volatilidad VIX que elabora el CBOE a nivel europeo, el índice PMI compuesto en España y el gasto de las tarjetas españolas en terminales de punto de venta (TPV) gracias a datos de CaixaBank.

Por último, los datos de movilidad que sigue el superindicador se nutren de información de AENA sobre tráfico mensual de pasajeros y vuelos en los aeropuertos del país; la evolución de la demanda hotelera a partir de datos del INE; datos de afluencia en principales calles comerciales y en un gran número de centros comerciales, a partir de las herramientas Calibrate y DMI, desarrolladas por CBRE; información sobre movilidad de Google Mobility, que permite monitorizar el impacto del COVID en la movilidad en las distintas tipologías de activos; Y el indicador de búsqueda de palabras clave que facilita Google.

La firma elabora mensualmente un informe con la evolución del CBRE Recovery Monitor, así como el seguimiento de los diecisiete indicadores a partir de los que se elabora el superindicador con el objetivo de facilitar al mercado información actualizada sobre la evolución del sector inmobiliario, así como su previsible desempeño.

Artículo anterior

El Tormes inaugura una exposición sobre la geología de los parques nacionales

Artículo siguiente

Fnac Vigo, dinamización cultural y emoción desde el primer día

Sin comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.