Portada»Destacados»La calle Goya, corazón del retail

La calle Goya, corazón del retail

2
Compartido
Pinterest Google+

La calle Goya, ubicada en el madrileño barrio de Salamanca, en Madrid, es uno de los ejes más comerciales de Madrid. Su gran afluencia y un potente mix comercial hacen que se mantenga como una de las arterias comerciales de moda de España. Goya es una calle muy viva, en constante movimiento y evolución, lo que se evidencia en nuevas aperturas, reubicaciones y cambios de uso del espacio.

La oferta de Goya consta de 157 locales, siendo el sector de moda el más destacado, con un 40 % del total del comercio. Según el marketshot Retail, realizado por Kushman & Wakefield, le siguen los locales de servicios con un 23 %, representados por bancos o agencias de viaje, entre otros.

El dinamismo de la calle significa una gran demanda y, en consecuencia, la existencia de pocos locales vacíos. “A cierra de 2018, la tasa de disponibilidad era del 6,5 %, con la mayoría de locales disponibles en la acera impar, que es la de mayor afluencia y deberían ocuparse a corto plazo. La actividad de la calle se demuestra en el volumen de operaciones de alquiler que suma 4.000 m2 en 2018 (24 % de la superficie comercial de la calle) frente a los 3.400 m2 de 2017”, según explica el informe de la consultora.

Las rentas se han mantenido estables en los últimos años, y en diciembre de 2018 se situaban en torno a los 150 – 170 €/m2/mes, dependiendo del tramo en que se encuentre el inmueble.

Inversión y afluencia

En cuanto al mercado de inversión, las rentabilidades iniciales se sitúan en torno al 4 % desde 2017 hasta hoy. Con la rotación de Zara y Blanco hace dos años, los inversores se replantearon la estabilidad de la calle, pero la entrada de varios operadores internacionales durante 2018 ha refirmado su potencial en el mercado de capitales, con atractivo suficiente para fondos institucionales.

El eje comercial de Goya atiende una afluencia de más de 15.000 personas en un día comercial típico. En este sentido el perfil de la calle es muy definido y la gran mayoría de locales corresponden a operadores del tipo massmarket. Éstos representan el 76% de la oferta mientras el 22% corresponde a operadores premium, que busca el poder adquisitivo del barrio Salamanca, y están enfocados en producto de lujo como puede ser joyería. El 4 % de los operadores son del segmento de lujo por la confluencia de Goya con la calle Serrano.

Uno de los hitos de la calle en 2018 ha sido la puesta en marcha del local de Ikea, en el número 47. Éste ha reposicionado el eje y despertado el interés de tanto de operadores como de propietarios, quienes ven en ella una oportunidad de desarrollo de negocio. A su vez, este es ejemplo de que pequeños movimientos pueden generar cambios de percepción importantes. El movimiento de Ikea a un local emblemático de más 2.300 m² refleja, además, un cambio de estrategia de este tipo retailers. Estos buscan ubicaciones en centro ciudad, alcanzando un perfil de comprador urbano, diversificando su base de clientes.

Artículo anterior

Carmila cerró 2018 con el mejor balance de su historia

Artículo siguiente

Lar España presenta un beneficio de 129 millones

Sin comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *