Portada»Actualidad»La mitad de los consumidores españoles cree que su situación económica empeorará tras la crisis

La mitad de los consumidores españoles cree que su situación económica empeorará tras la crisis

0
Compartido
Pinterest WhatsApp

El 51 % de los consumidores españoles cree que su situación económica empeorará una vez termine el confinamiento provocado por la crisis del coronavirus, según el primer barómetro ‘Consumo y compra dentro y fuera del hogar’, publicado por Aecoc Shopperview en colaboración con la agencia 40db.

De hecho, el informe desvela que el 36,6 % de los hogares españoles ya percibe un impacto negativo, aunque considera que será algo pasajero, mientras que un 41,6 % cree que el empeoramiento de su situación económica será duradero. En total, el 78 % de los hogares españoles teme el impacto económico que tendrá esta crisis, mientras que solo un 21,8% afirma que la crisis sanitaria no está teniendo ningún efecto en su estatus económico.

Contención del gasto

En ese sentido, muchos de los consumidores, el 63,8 %, anticipan un periodo de contención del gasto tras la crisis y aseguran que controlarán sus gastos una vez finalice el confinamiento. Solo el 26 % piensa en recuperar las compras e inversiones que la crisis ha retrasado, mientras que el 32,4 % prevé invertir en viajes para el próximo verano.

Respecto al gran consumo, un tercio de los consumidores españoles afirma que, una vez acabado el confinamiento, reducirá su inversión en alimentación y bebidas, ya que el precio y las promociones ganarán peso en la decisión de compra.

Preferencias y hábitos de compra

Además de con productos básicos, las cestas de la compra se llenan de marcas blancas. De hecho, el 23 % de los consumidores han aumentado la compra de productos de estas marcas. «Nos estamos encontrando un nuevo crecimiento de la marca blanca en esta crisis, pero no se disparará tanto como en la crisis de 2008», ha explicado la gerente del área de estrategia comercial y marketing de Aecoc, Rosario Pedrosa.

Debido a las restricciones en la movilidad, ha habido un cambio tanto en el comportamiento del consumidor como en sus motivos de compra. Según el barómetro, el 44,7 % de los encuestados ha rebajado su frecuencia de compra durante el estado de alarma, el 78,5 % planifica más sus compras y casi el 40 % acumula productos en casa para tener reservas.

Por el mismo motivo, el 78,1 % de los consumidores concentran sus compras en un solo establecimiento, priorizando en el 74,2 % de los casos las tiendas más próximas al hogar. Además, el 70,6 % de los compradores trata de pasar el menor tiempo posible en los comercios para reducir el riesgo de contagio.

Bares y restaurantes

Pese a que bares y restaurantes permanecen cerrados, seis de cada diez encuestados señalan que están esperando a que acabe el confinamiento para acudir a ellos, aunque el 30 % reconoce que gastará menos en alimentación fuera del hogar. Mientras, el 44 % reducirá su inversión en entregas de comida a domicilio.

En ese sentido, el barómetro desvela que el 65,5 % de los consumidores han reducido sus pedidos a través de plataformas de delivery y el 6 % ha integrado el servicio como parte de su menú semanal.

Factor precio, importante

Por último, el informe muestra que, ligado a la contención del gasto, el factor precio cobrará mayor importancia para el 61,3 % de los consumidores, mientras que el 58,9 % buscará productos de proximidad.

Los consumidores cada vez apuestan más por hacer sus compras por Internet. Así, un 20 % reconoce que se ha estrenado en el e-commerce durante el confinamiento y un 17 % cree que comprará más online cuando acabe el confinamiento.

Artículo anterior

PATRIZIA nombra a Thomas Wels coconsejero delegado

Artículo siguiente

CBRE busca las mejores startups para combatir al Covid-19

Sin comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *