0
Compartido
Pinterest WhatsApp

En parte por la crisis de suministros y en parte por la prolongación de la pandemia, el comercio de segunda mano gana adeptos en España.

Según la KPMG, en su informe sobre “La tormenta perfecta del consumo”, analiza cómo la demanda contenida había aflorado con la producción a medio gas y tratando de recomponerse tras el impacto de la pandemia.

Se han producido problemas por la escasez de ciertos productos, los retrasos en los envíos y, al mismo tiempo, por una escalada en los precios por el encarecimiento de materias primas y los precios de la energía.

Las compras de segunda mano ganan peso

las compras de segunda mano que, si ya venían mostrando su fuerza, ahora brillan más que nunca.

 

 

Artículo anterior

Videojuegos, móviles y joyas, los más demandados

Artículo siguiente

Generación Z y Millennials compran directamente las marcas